Pese a que el coronavirus sigue propagándose por todo el país, el secretario jefe del Gabinete japonés, Suga Yoshihide, no considera necesario de momento volver a declarar el estado de emergencia.

En este escenario, la gobernadora de Tokio, Koike Yuriko, informó este viernes que se registraron 463 nuevos casos de coronavirus en la capital japonesa, primera vez que se superan los 400. Ayer hubo 367, casi cien menos.

En conferencia de medios el portavoz del Gobierno explicó que la situación sigue siendo preocupante aunque aclaró que el ritmo de propagación es más lento que en marzo y abril. Sin embargo, en algunos puntos del país nipón los contagios están aumentando con rapidez, mientras que el número de casos graves se incrementad gradualmente.

Aún cuando no considera necesario decretar de nueva cuenta el estado de emergencia, Suga ha dicho que el Gobierno nipón consultará a varios expertos y   tratará de establecer un equilibrio entre medidas de prevención y actividad socioeconómica.

Sobre si Japón está ante una segunda ola  de coronavirus, Suga dijo que el Gobierno no ha fijado una definición exacta para dicha expresión, pero que se darán los pasos necesarios para hacer frente a nuevas olas de la pandemia.

El número total de infecciones por coronavirus en Tokio asciende a 12.691, y más de la mitad se registraron en julio.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here