La fiesta de los Grammy Latino tuvo en la cantante española Rosalía y a su disco “El mal querer”, a los ganadores de la velada celebrada en las Vegas, evento en el que no faltaron las expresiones políticas, destacando el mensaje de protesta por parte de la andina  Mon Laferte, quien escribió en su pecho desnudo que Chile  “tortura, mata y viola”.

 

Rosalía se llevó los premios en las categorías de álbum, álbum pop contemporáneo, canción urbana, diseño e ingeniería.

 

El evento tuvo también su espacio para homenajear a grandes de la música latina como Soda Stereo, Celia Cruz, Joan Sebastian, y Juan Gabriel, así como las presentaciones de Vicente Fernández con su hijo Alejandro y su hermano Alex.

 

Por su parte, Juanes recibió el premio de Persona del Año de manos de Lars Ulrich, integrante de la banda Metallica.

 

Otro ganador anoche lo fue Alejandro Sanz, con 3 Grammys, seguido de Juan Luis Guerra con 2 premios, así como de los puertorriqueños Pedro Capó y Kany García, y el pampero Andrés Calamaro.

 

La nota la dio la chilena Laferte, ganadora del Grammy al mejor álbum de música alternativa, ya que cuando llegó a la alfombra roja, descubrió sus senos en donde apareció pintado el mensaje “En Chile torturan, violan y matan” en letras negras.

 

En el escenario, Laferte leyó un mensaje en el que expresó que “Chile me dueles por dentro, me sangras por cada vena, me pesa cada cadena que te aprisiona hasta el centro, Chile afuera, Chile adentro, Chile al son de la injusticia, la bota de la milicia, la bala del que no escucha no detendrá nuestra lucha hasta que se haga justicia”.

 

Esta edición del Grammy Latino, tuvo también mensajes contra los Gobiernos de Venezuela y Nicaragua, por parte de Luis Enrique y C4 Trío, y en referencia a toda la región en la voz del puertorriqueño Residente, que al ganar con “Banana Papaya” en la categoría video versión corta dedicó su premio a “toda la gente que se está manifestando en Latinoamérica”.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here