Estados Unidos vive este miércoles el inicio de varios días de un intenso frío extremo que puede llevar los termómetros hasta 40 grados bajo cero, por lo que las autoridades declararon el estado de emergencia y la cancelación de cientos de vuelos.

El gobernador de Illinois, J.B. Pritzker, declaró la zona de desastre en el estado para anticipar los problemas de salud que pueden provocar las bajas temperaturas de las próximas horas, mismas que adelantó, serán potencialmente históricas, aconsejando a los habitantes a resguardarse.

Según los pronósticos, este miércoles y hasta la mañana del jueves, las temperaturas podrían caer a 32 grados centígrados bajo cero, con una sensación térmica de hasta 48 grados negativos en el norte de Illinois.

Las autoridades educativas suspendieron las clases en las escuelas públicas y los aeropuertos internacionales O’Hare y Midway han cancelado más de 1,500 vuelos, cifra que sigue subiendo por las condiciones climáticas. Este miércoles, muchas empresas han decidido dar el día libre a sus empleados con la recomendación de que no salgan a la calle.

Otras entidades como Dakota del Norte, esperan una temperatura de hasta 36 grados centígrados bajo cero, mientras que en Minnesota hay alerta de fuertes nevadas.

El meteórologo Chris Miller, del Servicio Nacional Meteorológico, dijo que estas temperaturas, que pueden congelar a una persona en 10 minutos, también son una amenaza para el noroeste de Indiana y del sur de Wisconsin.

Lejos de ahí, la ciudad canadiense de Toronto vivió la mayor nevada de su historia, con una precipitación de 32 centímetros en el aeropuerto de la ciudad, lo que causó retrasos y cancelaciones de centenares de vuelos. El Servicio Meteorológico de Canadá, reportó hasta  21 centímetros de nieve en el centro de la ciudad, mientras que en los alrededores de la ciudad la cifra ha llegado a 28 centímetros.

La fuerte nevada causó problemas en líneas de metro, autobuses y trenes, por lo que muchas empresas permitieron a sus empleados quedarse en casa. Aunque las precipitaciones de nieve cesaron el martes en Toronto, las temperaturas se caerán en las próximas horas en la ciudad y el resto del sur de la provincia de Ontario.

Se espera que los termómetros se ubiquen hasta en 19 grados bajo con una sensación térmica de 29 grados bajo cero, y en zonas como Ontario,  en la frontera con Estados Unidos, el termómetro se situará en -20 grados, y con el efecto viento la sensación térmica llegará a -33.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here