Todos los pasajeros aéreos deberán obtener una prueba de coronavirus negativa antes de abordar su vuelo a Estados Unidos a partir del 26 de enero, anunciaron los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Explicaron que “los pasajeros aéreos deben someterse a una prueba viral dentro de los tres días antes de la salida de su vuelo a Estados Unidos y proporcionar documentación escrita del resultado de la prueba de laboratorio a la aerolínea o documentación de haberse recuperado de COVID-19”.

El 12 de enero, el Director de los Centros firmó la orden que requiere una prueba de coronavirus negativa que entrará en vigencia el 26 de enero.

Las aerolíneas deben confirmar el resultado negativo de la prueba para todos los pasajeros o la documentación de recuperación antes de abordar la aeronave.

“Si un pasajero no proporciona documentación de una prueba o recuperación negativa, o elige no tomar una prueba, la aerolínea debe negarle el embarque”, dijo también el CDC. (Sputnik)

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here