El presidente estadounidense, Donald Trump ordenó el fin de semana terminar con la política  de estándares nutricionales escolares impulsada por Michelle Obama y a cambio de ello, los comedores de las escuelas norteamericanas tendrán de nuevo  hamburguesas y patatas fritas

Las reglas avaladas por el magnate permitirán a los colegios reducir la cantidad de verduras y frutas que debe incluir el menú escolar y facilitará el consumo de pizzas, hamburguesas y patatas fritas.

Más aún, los colegios podrán disminuir la variedad de los alimentos frescos que se da a los estudiantes. decisión adoptada justo el día en el que la exprimera dama cumple años.

Michelle ocupó parte de su estancia al lado de su marido Barack en la Casa Blanca tomando varias medidas para acabar con el problema de la obesidad infantil.

La normativa fue dada a conocer por una agencia del Departamento de Agricultura de Estados Unidos cuya responsabilidad es diseñar las comidas que alimentan a casi 30 millones de estudiantes en 99 mil escuelas.

El secretario de Agricultura, Sony Perdue, dijo en un comunicado que “las escuelas y los distritos escolares continúan diciéndonos que todavía hay demasiados desperdicios de alimentos y que se necesita una mayor flexibilidad para proporcionar a los estudiantes comidas nutritivas y apetitosas.

Lo que no explicó es en donde está lo nutritivo de las pizzas y las hamburguesas, por ejemplo.

Más de un tercio de los adultos y aproximadamente el 18 % de las personas entre 2 y 19 años son obesos en Estados Unidos, según los últimos datos de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades.

Las nuevas reglas fueron rechazadas por grupos preocupados por la nutrición de los niños como la Asociación para una América más saludable, que preside Michelle Obama de forma honorífica, y en un comunicado, su directora, Nancy E. Roman, afirmó que la normativa es “un paso en la dirección equivocada” considerando que, “la ciencia ha demostrado que debe incrementarse el consumo de frutas y vegetales” por su efecto favorable en la salud, especialmente para los menores.

Entretanto, otros grupos, como el Consejo Nacional de la Patata, celebraron la nueva normativa, asegurando que ese producto contiene las cantidades de proteínas, fibras y carbohidratos que “los niños en edad escolar necesitan para éxito en sus escuelas”. (Efe)

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here