El papa Francisco anunció este domingo que no participará en el retiro espiritual anual, que debía comenzar este 1 de marzo y durar 5 días, por un “resfriado”.

El pontífice expresó lo anterior durante una intervención en la plaza de San Pedro del Vaticano, en la que fue su primera aparición en público desde el pasado 26 de febrero.

“Lamentablemente, un resfriado me obligará a no participar este año. Seguiré las meditaciones desde aquí”, señaló, el obispo de Roma

Francisco no participó en audiencias  en los últimos 4 días.

Este jueves, cuando no tomó parte en una liturgia en la Basílica de San Juan de Letrán, el director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Matteo Bruni, afirmó que esto ocurrió debido a una “indisposición leve”.

Durante su audiencia general el miércoles, parecía tener un resfriado y habló con una voz ligeramente ronca, y tosió durante aquella tarde durante el servicio del Miércoles de Ceniza en una iglesia de Roma, su última aparición fuera del Vaticano.

El retiro espiritual en cuestión se realiza al inicio de la Cuaresma y este año debía empezar este domingo. Francisco pasará este período meditando en la casa Divino Maestro, en el municipio de Ariccia.

Es la primera vez desde su llegada al máximo cargo al frente de la iglesia catolics que Francisco cancela su participación en  tantos eventos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here