En Bélgica las leyes se aplican por igual para todos sin importar rango, siendo un ejemplo de ello Alberto II, exrey de ese país europeo.

Y es que un tribunal amenazó con aplicarle al exsoberano de 84 años de edad   Bélgica una multa diaria de 5 mil euros si insiste en negarse a someterse a una prueba genética de paternidad, como lo demanda la artista Delphine Boel.

De acuerdo con la agencia de noticias Reuters,  un tribunal de apelaciones dictó el fallo para poner fin al debate que se ha prolongado ya por un año, sobre si el antiguo monarca y la baronesa Sybille de Selys Longchamps tienen una hija biológica común.

La baronesa abordó públicamente sobre este asunto en 2013 en la televisión de su país, y dijo que para el momento en que concibió a su niña en 1968, no creía que pudiera tener hijos y que, por lo tanto, “no había tomado ninguna precaución”.

Afirmó entonces que su hija, la artista Delphine Boel, es asimismo hija biológica de Albert II, cosa que se confirmaría o se desecharía con una prueba de paternidad..

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here