Un equipo liderado por la Universidad de York realizó el primer estudio global sobre la contaminación de los ríos con antibióticos, y los resultados son más que alarmantes, ya que: el 65% de las vías fluviales estudiadas está contaminada.

La investigación abarcó los ríos de 72 países de todos los Continentes en donde fueron analizadas muestras de agua de 91 grandes ríos buscando 144 de los antibióticos más utilizados.

El profesor Alistair Boxall explica en un comunicado de la Universidad de York que muchos científicos y responsables políticos reconocen el papel del medio ambiente en el problema de la resistencia a los antimicrobianos, y “nuestros datos muestran que la contaminación de los ríos con antibióticos podría ser un factor importante”.

Precisa que “resolver el problema va a ser un reto gigantesco y requerirá inversiones en infraestructura para el tratamiento de desechos y aguas residuales, una regulación más estricta y la limpieza de sitios ya contaminados”.

En el resultado se indica que algunos casos los niveles de concentración superaban en 300 veces los considerados seguros, y existen niveles de concentración peligrosos para el ecosistema y nuestra salud.

Los expertos apuntan que las concentraciones peligrosas son más frecuentes en las muestras de Asia y África, aunque también las encontraron en algunos ríos de Europa Norteamérica y Sudamérica, siendo Bangladesh, Kenia, Ghana, Paquistán y Nigeria los países con mayores concentraciones

Los expertos creen que esta situación puede influir en la resistencia de bacterias y microbios a los antibióticos. Uno de los problemas a los que se enfrenta la medicina moderna es la resistencia microbiana en un escenario en el que el uso de antibióticos para todo hace que los microbios se vuelvan resistentes a los medicamentos más utilizados para combatirlos.

La OMS estima que este fenómeno causa unas 700 mil muertes anuales y podría elevarse a 10 millones de muertes evitables para 2050.

Las sustancias de los medicamentos que tomamos siguen activas cuando las eliminamos del cuerpo. Y con el uso creciente de antibióticos la humanidad está vertiendo toneladas de antibióticos al medio ambiente, según advierten los autores el estudio. Otra de las fuentes de contaminación por antibióticos es la ganadería intensiva.

Se teme que el problema de la resistencia microbiana supere al cáncer como primera causa de muerte en el año 2050. (con información de Euronews)

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here