El secretario de la Defensa nacional, el general Luis Cresencio Sandoval, dio a conocer este martes los detalles del operativo especial en el que fue arrestado José Antonio Yépez Ortiz, alías ‘El Marro’, líder del Cártel Santa Rosa de Lima en el estado de Guanajuato.

‘El Marro’ y 5 de sus escoltas fueron detenidos en el lugar del operativo, mientras que en otro domicilio se arrestó a una mujer de nombre Angélica, cuñada de ‘El Marro’, señalada como operadora financiera del Cártel de Santa Rosa de Lima. Uno de los escoltas del criminal, conocido como ‘El Cebollo’, resultó herido tras el tiroteo. También se decomisaron 3 vehículos y varias armas largas.

Sandoval habló del operativo en la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador, y mencionó que la captura no duró más de 15 minutos, y se efectuó minutos antes de las 4 de la mañana del 2 de agosto, en un rancho ubicado en la comunidad Franco Tavera, municipio de Juventino Rosas, en el estado de Guanajuato.

Dijo que se trató de una ardua labor de las fuerzas de seguridad y que desde un día antes, el Ejército había detectado movimiento en uno de los 4 domicilios que estaban siendo vigilados, luego de que una camioneta llegó al lugar con un cargamento de alimentos.

Explicó que “a las 14 horas del día 1 de agosto, se tienen indicios del arribo de ‘El Marro’ a la casa que denominamos Las Galleras. Tomando la información de que ‘El Marro’ no dormía 2 noches en el mismo lugar, también la presencia de la camioneta negra, el arribo a ese domicilio de alimentos, pues nos confirmaban el indicio que teníamos. Y con esta confirmación se inicia la gestión de las órdenes de cateo en los cuatro domicilios”.

El titular de la defensa nacional dijo que el criminal fue rastreado a través de un número telefónico con el que pretendía cobrar el rescate de una empresaria que fue liberada durante este mismo operativo.

Los delincuentes estaban en alerta ante la presencia policial en la zona. Un dron del cártel sobrevolaba el escondite de ‘El Marro’, pero no fue impedimento para que las fuerzas federales rodearan el lugar antes de entrar al domicilio donde se refugiaba el capo.

Los militares realizaron el primer movimiento cuando Yépez Ortiz dormía. El capo y sus sicarios intentaron defenderse y dispararon contra las fuerzas de seguridad.

En el operativo participaron 120 efectivos de las fuerzas especiales del Ejército mexicano, 120 agentes más de las tropas jurisdiccionales, 20 elementos del Grupo de Respuesta a Emergencias, 2 helicópteros de la Fuerza Aérea y cuatro células de policías estatales.

El presidente López Obrador pidió a las autoridades judiciales no liberar al capo, como ha ocurrido en otros casos anteriores.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here