El equipo británico Bloodhound Land Speed Record publicó en su cuenta de Twitter una serie de fotografías del automóvil Bloodhound en el desierto Hakskeenpan, al noroeste de Sudáfrica, donde realizará pruebas de alta velocidad con miras a batir el récord mundial actual de 1.287 km/h, alcanzando los 1.609 km/h.

En declaraciones para la revista Wheels24, el director del proyecto, Ian Warhurst, dijo que para allanar la pista de 16 kilómetros, las autoridades locales quitaron 16 mil 500 toneladas de piedras de un lecho de lago seco.

Explicó además que la anchura de la franja es de 250 metros, lo que permite recorrerla 10, y que “es importante, ya que no podemos pasar sobre el mismo terreno 2 veces porque el automóvil romperá la superficie de barro cocido”.

El coche Bloodhound SSC supersónico, fue presentado por primera vez en Londres en 2015, concebido gracias a la contribución de más de 350 empresas y universidades de todo el mundo. Cuenta con un motor Rolls-Royce que se usa en los aviones de combate Eurofighter Typhoon, así como de un motor Jaguar V8. En total, el vehículo tiene una potencia de 133.151 caballos.

El coche tiene 3 sistemas de frenos diferentes, 7 extintores de incendios y 500 sensores, sus ruedas de metal pueden dar 170 vueltas por segundo, y la parte exterior del vehículo está hecha principalmente de fibra de carbono, con un alerón de 198 centímetros de alto que asegura que el coche permanezca estable.

Las pruebas empezarán esta semana y se espera que el intento de romper el récord mundial se realice en el mismo lugar en otoño del próximo año.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here