Recordando a Elías Nandino y sus alburemas. Por José Luis Morales Baltazar

1

Al poeta mexicano ELÍAS NADINO debemos la invención de los alburemas, brevísimos textos de alto “voltaje expresivo”, según los define el crítico RAÚL URIBE, donde poesía y albur se dan cita para ofrecer al lector un juego de palabras de doble sentido cargado de fuertes connotaciones sexuales y fino humor.

Nandino publicó varios libros de poesía a lo largo de su vida y como parte de ésta un puñado de perlas que rebasan por su calidad el puro ejercicio lingüístico y la esgrima vulgar y soez de los típicos albureros de barrio, para convertirse en graciosas micropiezas literarias dignas de una antología.

Los siguientes son algunos ejemplos, tomados de un breve ensayo de Raúl Uribe sobre el poeta: “El Elías chiquito”, título referente al tamaño de los alburemas de Nandino, pero también medio alburero:

Antes me vengaba

de todo

Ahora no me vengo
con nadie.

*

Es que hace tanto tiempo
de la última
vez, que
ahora, francamente,
ya no sé qué escoger.

*

Debemos estar listos,
con la intuición despierta;

lubricar las entradas
y evitar que la muerte
nos coja por sorpresa.

*

Qué no te importe
lo que digan
los críticos panfleteros.
Tú pásate lo que dicen
por debajo de los dedos.

*

amor-sin-muerte

En su ensayo, Uribe recuerda un intercambio de esta clase de lindezas entre Xavier Villaurrutia, uno de los pilares de la llamada generación de los Contemporáneos, y Elías Nandino, incluido con calzador dentro de la misma generación.

Villaurrutia le escribió a Nandino, aludiendo a su  homosexualidad:

Este médico inconsciente,
entre locura y lo cura,
lo primero que hace al cliente
es, de manera insistente,
bajarle la calentura.

Elías Nandino le respondió:

Si sufres por tu estatura

Porque la sientes muy baja
piensa que a falta de altura
enano llevas ventaja.

Otro integrante de esa generación, Salvador Novo, también tuvo un altercado literario con Nandino.

A propósito de esto, Nandino le escribió:

Es raro el caso de Novo

Al declararse inconforme
por no haber tenido hijos
cuando tiene un chico enorme
*

Ignoro si Novo le respondió, como en su momento sí lo hizo contra el novelista Luis Spota, quien en un artículo periodístico acusó al poeta de rondar por las noches el Colegio militar en busca de aventuras y lo llamó Nalgador Sobo, en directa alusión a su homosexualidad.

Novo le respondió de manera contundente y demoledora:

Este grafococo tierno
lleva, por signo fatal,
como apellido paterno
la profesión maternal.

Nandino

No me consta que el crítico de cine JOSÉ DE LA COLINA escriba o haya escrito alburemas alguna vez, pero en un homenaje que se le rindió en la Sala Manuel M. Ponce de Bellas Artes, no tuvo empacho en afirmar frente a un nutrido público, entre el que se encontraban varias distinguidas y cultas damas, como la escritora MARGO GLANTZ.

Dijo Pepe de la Colina entonces: “De niño viví con mis padres varios años en Bélgica, por lo que me siento medio belga, no tan belga como quisiera, pero belga”.

El público varonil presente rompió en carcajadas, ante la confusión casi total del sector femenino.

La misma cara debió poner la Premio Nobel Gabriela Mistral cuando vino a México, quien al responder el discurso de bienvenida que se le dio nos zampó esta frase:

“México para Chile y Chile para los mexicanos”.

Los presentes no tuvieron mas remedio que apechugar, pero hubo quienes, cuentan las malas lenguas, no pudieron contener las risas.

Cosas raras de la vida: quería hablar del poeta nayarita ALÍ CHUMACERO, con motivo del centenario de su natalicio, y sin pensar dediqué todo este comentario a ELÍAS NANDINO.

Prometo enmendar mi error en otra ocasión.

Textos tomados de “El Elías chiquito”, ensayo de Raúl Uribe publicado en la revista de la UAM, páginas 80 a 83, sin más referencias en Internet, mas que uam.mx

Director de @mexicoblabla

Acerca del autor

Redacción

Somos un grupo de profesionales de la información y comunicación radiofónica y televisiva y ésta es nuestra ventana para expresar con libertad y responsabilidad puntos de vista sobre el acontecer nacional.

Su dirección de correo no será publicada, revise los campos marcados*