Brasil sigue conmocionada este jueves por lo ocurrido ayer a las afueras de una escuela del municipio de Suzano en Sao Paulo, donde 2 jóvenes de 17 y 25 años, asesinaron a balazos a 10 personas, y después se suicidaron. Otras 23 personas resultaron heridas y fueron hospitalizadas.

Entre quienes opinaron sobre la tragedia está el encarcelado expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, quien escribió en su cuenta de Twitter desde el penal de Curitiba donde se encuentra, una nota sobre el ataque armado.

Lula expresó su “solidaridad” a los alumnos y trabajadores de la Escuela Raul Brasil de Suzano, y escribió que “aquellos que incentivan la cultura del odio y de la violencia entiendan que no precisamos de más armas, para que tragedias como estas no se vuelvan cotidianas en nuestro país”. 

Esto a propósito de las ideas en torno a permitir a la sociedad armarse con más facilidad que impulsa el gobierno del presidente Jair Bolsonaro.

En cambio, el senador por el estado de Sao Paulo, Major Olimpio, afirmó que la matanza en la escuela de Suzano, hubiera sido “minimizada” si los profesores hubieran estado “armados”. Es decir, al más puro estilo de Donald Trump.

El legislador del Partido Social Liberal al que pertenece el presidente ultraderechista Bolsonaro, señaló que no permitir el acceso a armas para “ciudadanos de bien”, fue “nocivo” para la sociedad, y que “si hubiera un ciudadano armado dentro de la escuela, un profesor, un sirviente, un policía retirado allí, podría haber minimizado el efecto de la tragedia”. 

Agregó que “el estatuto del desarme es una farsa”, debido a que “quita el derecho del ciudadano a protegerse”.

Olimpio dijo además en redes sociales que “mientras las armas sean ilegales, solo los ilegales tendrán armas”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here