Autoridades de Arabia Saudita decidieron prohibir temporalmente todos los vuelos comerciales internacionales, además de sellar puertos marítimos y fronteras para prevenir la llegada al país de una nueva variante de coronavirus detectada en Reino Unido e Italia.

Esto determinó el Ministerio del Interior del reino, citado por la agencia AP, y la medida se mantendrá durante una semana, prorrogable hasta que “sea clara la información médica sobre la naturaleza” de esta cepa del virus.

El cierre de fronteras no afectará vuelos de carga del país ni las cadenas de suministro, y a pesar de la restricción, los vuelos que habían llegado a Arabia Saudita desde el extranjero podrán regresar.

Al mismo tiempo, las autoridades ordenaron que todos los residentes que habían llegado al reino desde un país europeo durante los últimos 3 meses deben someterse inmediatamente a una prueba de coronavirus.

Este sábado, el primer ministro británico, Boris Johnson, anunció que la nueva cepa del virus identificada en el país es hasta un 70 % más infecciosa que la versión original.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here