Autoridades de la urbe china de Qingdao, ubicada al este del país asiático, terminó con sus pruebas de detección del coronavirus a sus 11 millones de habitantes tras la aparición de un brote.

El reporte es blanco y no se detectaron , nuevos contagios hasta el momento al menos hasta el viernes, que 10,9 millones de test realizados fueron negativos.

De acuerdo con Xue Qingguo, teniente de alcalde de Qingdao, en declaraciones a la televisora estatal CCTV, el riesgo de transmisión comunitaria “básicamente se ha eliminado”.

Las pruebas masivas se realizaron luego de que 13 personas contrajeron coronavirusel, primeros casos de transmisión local en más de 2 meses, y
la fuente del brote se ubicó en 2 trabajadores portuarios que habían dado positivo al virus en septiembre pero que no mostraron síntomas al principio.

Ambos visitaron un hospital en Qingdao, donde pasaron a una sala de escáneres, que no se desinfectó adecuadamente y provocó el contagio de otros pacientes, por lo que el director de la Comisión de Salud y el presidente del hospital torácico de Qingdao donde se transmitió el virus, están siendo investigados por el brote.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here