El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo este martes en su conferencia mañanera que ya funciona el Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado, por medio del cual lo que se decomise será subastado y lo obtenido pasará a manos de las comunidades pobres del país.

Por lo pronto, ya se anuncia la subasta de vehículos de lujo programada para el domingo venidero en Los Pinos, y  lo que se recaude irá a parar a 2 de los municipios más pobres de Oaxaca, que son Santa María Zaniza y Santo Reyes Ocuná.

El presidente hará así realidad lo anunciado días atrás en el sentido de que este Instituto destinará a las poblaciones más pobres del país y a programas de Gobierno, los recursos incautados al crimen organizado y recuperados mediante la Ley de Extinción de Dominio.

Ricardo Rodríguez Vargas quien al día de hoy está al frente del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes de Hacienda, fue nombrado director del Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado, y comentó que entre los autos que se subastarán se incluyen 2 flamantes Porsche y un Lamborghini murciélago, como parte de 82 lotes disponibles que de acuerdo con el funcionario, tendrán un precio de salida de 28 millones de pesos.

Quienes se interesen en participar en la subasta, tienen que adquirir las bases a la venta en 5 mil puntos entre tiendas de conveniencia y departamentales a un costo de 100 pesos.

Otra subasta en puerta es la de casas y departamentos confiscados: se trata de 3 inmuebles con valor de 133 millones de pesos, que irán a parar a la Estrategia Nacional de Combate a las Adicciones.

Más aún, el gobierno de López Obrador venderá propiedades de la Presidencia en Acapulco y Cozumel, y lo que se obtenga de la subasta será aplicado en escuelas y caminos de la Sierra de Guerrero.

Entre los artículos subastables también existe un lote de joyas confiscadas al crimen organizado, las cuales, de acuerdo con Rodríguez Vargas, se encontraban en  bóvedas y ahora saldrán a la venta para que lo que se recaude se destine  también a las comunidades de la Sierra de Guerrero, sumidas en la pobreza.

Por otro lado, el gobierno federal venderá 3 departamentos de lujo, de los cuales uno era utilizado por la fundación contra la trata de personas, de la ex legisladora panista Rossi Orozco, ubicado en Lomas de Chapultepec con valor de 21 millones 800 mil pesos.

La segunda residencia se localiza en el Pedregal y tiene un valor de 33 millones de pesos, además de otro inmueble de 78 millones de pesos, también localizado en el Pedregal.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here