El ministerio de Salud de Alemania dio a conocer este jueves que habrá test obligatorios de coronavirus para todos los viajeros que regresen de las zonas calificadas de alto riesgo, ante el incremento de casos en el país.

El ministro Jens Spahn dijo que habrá nuevas medidas para reducir el número de contagios por coronavirus en el país, que contabilizó hasta más de mil nuevos casos positivos en las últimas 24 horas.

Se trata de la cifra de infectados más alta en 3 meses, por lo que las nuevas restricciones se aplicarán desde el sábado 8 de agosto a los viajeros que regresen al país desde zonas que a juicio de las autoridades alemanas, son de alto riesgo.

Asimismo, habrá estaciones para realizar las pruebas de coronavirus, especialmente en aeropuertos, y se habilitarán instalaciones para los que entren al país por tren o en automóvil.

Las pruebas serán gratuitas y Spahn defendió la decisión de hacer pruebas gratuitas: “señalando que “no debemos convertir el tema de los test en un asunto social”.

El funcionario culpó del  aumento en los contagios, a los viajeros que regresan del extranjero y a la mala disposición de la gente a las mediadas de distanciamiento social, aunque el aumento de las pruebas también es factor en el incremento de casos.

“Entiendo que la gente esté harta, pero debe resistirse a la idea engañosa de que la pandemia nunca fue del todo seria”, expresó el ministro, añadiendo que “en cuanto a la obligación de los test, “se trata de una interferencia en la libertad del individuo”, pero esto es razonable.

Si alguien se negara a someterse a una prueba, podría ser obligado a pagar una multa de hasta 25 mil euros.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here