El presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer que se logró un “muy buen acuerdo” con las empresas constructoras de gasoductos en el país, con lo que se garantiza el abasto suficiente de gas y se generan ahorros sustantivos.

Luego de destacar la voluntad y disposición de los empresarios al diálogo, resaltó que ello permitió llegar a un acuerdo que significará un ahorro de aproximado de 4 mil 500 millones de dólares, en términos generales, en beneficio de la Comisión Federal de Electricidad.

En este marco, López Obrador reconoció la intermediación de los dirigentes del sector empresarial, especialmente a los líderes del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Salazar, y del Consejo Mexicano de Negocios, Antonio del Valle, así como el papel del titular de la CFE, Manuel Bartlett, “firme y al mismo tiempo propositivo”.

El director general de la Comisión Federal de Electricidad, Manuel Bartlett Díaz dio a conocer que la empresa productiva del estado mexicano alcanzó un acuerdo con las compañías transportistas de gas para renegociar las condiciones contractuales, y detalló que la primera semana de julio las 4 empresas productivas, Carso Energy, TC Energía, IEnova, IMG y Fermaca, junto con la CFE realizaron las primeras sesiones introductorias.

Dijo que el acuerdo alcanzado se realizó en beneficio de todos, de manera razonable y equitativa, “con tarifas de servicio de transporte de gas natural transparentes y que reflejan costos reales, tarifas fijas y veladas a través del tiempo, acuerdos equilibrados sobre casos fortuitos y fuerza mayor y desistimiento de las partes de cualquier acción legal”.

Este acuerdo es de carácter definitivo y permitirá trasportar gas natural para generación de electricidad y desarrollo del país, lo que generará un ahorro de cuatro mil 500 millones de dólares.

Así, a través de sus filiales, la CFE comercializará alrededor de 8 mil 200 millones de pies cúbicos diarios, de los cuales 6% serán para las plantas generadoras de electricidad de la Comisión y el 37% para la industria nacional.

Bartlett señaló que el primer gasoducto será Marino sur de Texas-Tuxpan con una capacidad de 2 mil 600 millones de pies cúbicos diarios, con el que se llevará gas a más de 14 centrales de generación de electricidad. Además apoyará a la industria nacional con 1.040 millones de pies cúbicos diarios, 40% del total para las que las regiones Golfo y Centro del país, con posibilidades claras de llevar a la Península de Yucatán.

Aclaró que la CFE continúa el proceso de renovación con la empresa Fermaca y espera tener resultados positivos en breve

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here