Científicos han descubierto con microlentes gravitacionales una población de planetas más allá de la Vía Láctea

Científicos han descubierto con microlentes gravitacionales una población de planetas más allá de la Vía Láctea

0

Un equipo de astrofísicos de la Universidad de Oklahoma (EE. UU.) ha descubierto por primera vez en la historia una población de planetas más allá de la Vía Láctea usando microlentes. Gracias a este fenómeno astronómico pudieron detectar objetos en galaxias extragalácticas que van desde la masa de la Luna a la masa de otros grandes planetas como Júpiter.

Dado lo difícil que es encontrar exoplanetas incluso dentro de nuestra Vía Láctea, se trata de un gran hito que los investigadores han conseguido gracias al uso inteligente de microlentes gravitacionales.

La técnica, primero predicha por la teoría de la relatividad general de Albert Einstein, se ha utilizado para encontrar exoplanetas dentro de la Vía Láctea, y es la única forma conocida de encontrar los planetas más pequeños y distantes, que se encuentran a miles de años luz de la Tierra.

Hasta el momento, se han detectado 53 exoplanetas dentro de la Vía Láctea con este método. Sin embargo, hasta este estudio, no había habido evidencia de planetas en otras galaxias.

Para este estudio, los investigadores Xinyu Dai y Eduardo Guerras utilizaron el Observatorio de rayos X Chandra de la NASA en el Observatorio Astrofísico Smithsoniano. Estudiaron un cuásar a 6 mil millones de años luz de distancia llamado RX J1131-1231, uno de los mejores cuásares de lentes gravitacionales en el cielo, descubriendo que había cambios de energía peculiares en la luz del cuásar que solo podrían ser explicados por los planetas de la galaxia que proyectan el cuásar.

Tras calcular los modelos de microlentes en el Centro de Supercomputación de la universidad de Oklahoma para Educación e Investigación, resultó que esas firmas se correspondían con alrededor de 2.000 planetas con masas que oscilaban entre la de nuestra Luna y Júpiter, entre las estrellas de la galaxia.

La galaxia en cuestión se encuentra a 3.800 millones de años luz de distancia, y no hay la menor posibilidad de observar estos planetas directamente, ni siquiera con el mejor telescopio que uno pueda imaginar. “Sin embargo, podemos estudiarlos, revelar su presencia e incluso tener una idea de sus masas”, expone Guerras.

Muy Interesante