Paradise Papers: ¿negocio o inmoralidad?. Por Alfredo Vega

Paradise Papers: ¿negocio o inmoralidad?. Por Alfredo Vega

0

El asunto de los Paradise Papers, como se conoce al segundo capítulo de los resultados que aportan filtraciones dadas a conocer públicamente por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación, en torno a cifras inimaginables de dinero que mueven millonarios en paraísos fiscales a nivel global, no deja de ser un escándalo en el cual, si bien no se incurre estrictamente en una ilegalidad, pareciera más una cuestión de moral de la cual quizás carecen algunas de las personas más acaudaladas del planeta.

     Hace un año, la filtración fue conocida como Panama Papers cuando  provino de los archivos del despacho panameño de Mossack Fonseca  y en aquella ocasión,  más de 11 millones de documentos de este bufete de abogados dejaron al descubierto como fueron asesoradas algunas de las personas más ricas del mundo para establecer sus fortunas en paraísos fiscales y evadir impuestos en sus países de origen.

     Esta vez, la filtración de más de 13 millones de documentos proviene del bufete de abogados Appleby, ubicado en las Bermudas y cuyo trabajo es ayudar a sus clientes a reducir su carga fiscal de miles de millones de dólares

    Wilbur Ross. negocios con los rusos

Y mire, vamos a poner como ejemplo a los mexicanos que se asegura, aparecen en estas listas, lo mismo en las de Panamá que en las de Bermudas.  Millones de mexicanos somos clientes cautivos del SAT, y tenemos que pagar puntual y religiosamente nuestros impuestos so pena de encontrarnos un día de estos tras las rejas o bajo juicio si dejamos de hacerlo. Ya ni que decir si se recurre a alguna argucia para declarar menos de lo que se ingresa.

Sí…somos millones y la Secretaría de Hacienda presume un día sí y el otro también que sigue ampliando la base de contribuyentes y con ello, de la recaudación de impuestos, recursos que en ocasiones se usan bien, en otras mal, y en muchos casos, nos roban.

En cambio, otra clase de mexicanos que han tenido la suerte o llámelo usted como quiera, de tener jugosos ingresos, se la pasa todo el tiempo buscando la forma de pagar menos al fisco, y aquí es donde aparecen despachos de abogados o consultores como los de Mossack y Appleby para hacerle el trabajito.

Cuestión de enfoques: de hecho uno podría decir que no es ilegal tener cuentas bancarias en el extranjero, pero lo que sucede es que gente acaudalada o de recursos mal habidos buscan los paraísos fiscales para ocultar su dinero  o lo que es mejor, lavarlo con operaciones de negocios, cosa que al mismo tiempo da la oportunidad de evadir el pago de impuestos.

Los archivos de Appleby datan desde 1950 y abarcan hasta 2016, y en muchos de ellos podemos apreciar cómo le hacen empresas y particulares para esconder su dinero y ponerlo a salvo de los impuestos que permiten a países con gobiernos honestos administrarlos con inteligencia para generar entre otras cosas, mejores servicios para sus comunidades y una mejor calidad de vida para sus pueblos.

Millones de mexicanos aportamos al fisco religiosamente, pero algunos tramposos no lo ven así y buscan evadirlo.

    Gamboa Pascoe: poder y dinero 

Para muestra un botón. Sin ser de actualidad, el tema del fallecido dirigente cetemista Joaquín Gamboa Pascoe es un caso emblemático. Líder obrero que no bajaba de pelagatos a sus representados, amasó dinero y poder a lo largo de su carrera sindical, y sus ingresos, tanto los bien como los mal habidos, le sirvieron para adquirir propiedades, movilizarse en automóviles de lujo, vestir prendas a la medida y de marca… y claro, reunir unos cuantos millones de dólares que Appleby se encargó de mover en paraísos fiscales para incrementar los beneficios y evadir el pago de impuestos. ¿ilega?’, quizás no, dependiendo el origen del dinero: ¿inmoral, creo que sí?

Así de simple.

De cualquier forma, la autoridad debía investigar este nuevo caso, porque el de Panama Papers no arrojó resultados conicidos, quizás porque el fisco mexicano no encontró irregularidades entre quienes usaron el despacho de Mossack y Fonseca para esconder sus capitales. Esta vez es Paradise Papers, y la obligación de la autoridad hacendaria es revisar y en su caso, deslindar, avalar o sancionar.

Lo dicho: puede ser que no haya ilegalidad fiscal en la colocación de recursos en paraísos fiscales, pero es muy probable que, moralmente, no sea lo más indicado, en tiempos en los que el signo de pesos puede mucho más que hacer lo éticamente correcto.

Acerca del autor

Alfredo Vega

Coordinador de información y productor de noticiarios radiofónicos. Fue coordinador y productor de los programas: Monitor de José Gutiérrez Vivó de 1983 a 1995 y coordinador de transmisiones internacionales. Productor General del informativo, "Detrás de la La Noticia" de Ricardo Rocha, Productor General de la primera emisión de Así es la Noticia en radio 13 y actualmente es coordinador de información y productor general del noticiario "Reporte" con Martín Espinosa, en Grupo Imagen. . Colabora en este sitio con la columna: Detrás del Cristal.

Su dirección de correo no será publicada, revise los campos marcados*